Prueba del Kawasaki J300, primer scooter de la marca

Hace un tiempo tuve la posibilidad de probar el nuevo scooter de Kawasaki, el J300. Primer scooter de la marca japonesa pero con entrañas taiwanessas debido a su motor de 300cc que fabrica Kymco, ya instalado en su SuperDink 300i. De hecho la propia J300 es una SuperDink a la que Kawasaki le ha modificado ligeramente el morro para darle un poco de carácter “Kawa”. El resto es exactamente igual.

No voy a entrar mucho en detalle de las especificaciones ya que esto esta la red llena de datos para que podáis consultarlos, pero a grandes rasgos, tenemos un motor de 299cc con 28cv (2 menos que los que cifran en la SuperDink 300i) lo que lo hace apto para el carnet A2. Con sus 191kg y un centro de gravedad super bajp la hace ligerísima de mover en parado.

Motor

Mi experiencia con las scooters se limita a mi antigua Piaggio X8 125cc y a una Peugeot Tweet 125cc que me dejan a veces en el taller mientras la mía está ingresada, así que es la primera vez que me subo a un scooter de media cilindrada. Solo puedo decir que un motor así se hace más que suficiente para un uso urbano e interurbano para desplazamientos diarios. Vibra bastante al ralentí, algún plástico por ahí se oye que suena, pero esta vibración desaparece cuando se acelera. En marcha es una seda, se pone con cierta comodidad a los 120kmh pero eso sí,… de 140 no pasa, supongo que por ser para carnet A2.

Prominente escape

Comodidad y comfort

Para mi gusto ahí flaquea un poco ya que aunque lleva un sofá como asiento, mullido y enorme, este esta colocado demasiado adelantado y el manillar se antoja demasiado pegado al cuerpo. También para mi gusto y los reposa pies quedan un pelín altos lo que te obliga a viajar con las rodillas excesivamente levantadas. El rato que la he estado probando he acabado con un pequeño dolor en el glúteo izquierdo que se me hacia molesto y no me permitía ir relajado y cómodo. En definitiva, que mi cuerpo o posición natural me pedía echar el culo un poco mas atrás y no podía hacerlo.

La protección aerodinámica es el punto mas flaco de este scooter frente a su gemela SuperDink 300i de Kymco. Y es que Kawa, posiblemente para dotar de un aspecto mas deportivo a su modelo, ha optado por una pantalla baja en detrimento de la protección contra el aire frontal. Y es que el chorro de aire pega directamente en la jeta del conductor! No provoca turbulencias ya que el aire es directo, pero impide ir con la visera levantada en los días de mas calor.

La diminuta pantalla ofrece una muy escasa protección al aire

Vista frontal del scooter

Instrumental

El cuadro de manos es completo y en algunos aspectos innecesario ya que alguien me puede explicar que utilidad tiene poner un tacómetro en un scooter?

No he trasteado nada en los modos y datos que se muestran el el cuadro, pero es de suponer que es la información básica de toda la vida.

El color azul de la iluminacion del cuadro es muy atractiva al principio pero por la noche molesta un poco y se hace cansina.

Panel de la J300

Entre las piernas tenemos la toma de gasolina…

Toma de gasolina

Frenos

La versión que he probado era la sin ABS, aunque en el disco delantero se ve el aro tipico de los ABS despues me han confirmado que aquello es para el sensor de velocidad solamente. Los frenos los he visto un pelín justos, creo que le cuesta un poco parar la moto en frenadas fuertes, aunque supongo que estaré acostumbrado a frenadas mejores y esta me habra sabido a poco.

Iluminación

La ultima vez que probé una Kawa fue la Ninja 300 y me cabrea ver como motos con doble faro solo usan uno de ellos para las de carretera y el otro es solo para las largas,… esperava que en esta fuera igual pero no! Grata sorpresa cuando he visto que las luces de ambos faros estaban iluminados al arrancar la moto. La calidad de la iluminación es muy buena gracias a este doble faro.

Doble óptica para una óptima iluminación

Almacenaje

De sobras es sabido que estas maxi-scooters se caracterizan por sus amplios maleteros. Esta no es menos. Lleva el mismo colin/maletero que la SuperDink de Kymco con un asiento con hidraulico que impide que se nos cierre en la cabeza mientras estamos rebuscando el movil que se nos ha caido del bolsillo de la chaqueta que habiamos dejado junto al maletin del portatil dentro de este magnifico maletero que tiene la moto. Tarea que se ve enormemente facilitada por este pedazo de luz que se enciende al abrirlo.

Un ámplio maletero debajo del asiento

con su luz interior para una buena visibilidad

Pequeña guantera frontal

Ademas, como buen maxi-scooter, tenemos una pequeña guantera para las cosas mas accesibles como el mando del garaje, el euro para el señor de los pañuelos del semáforo, etc,….

 

 

Conclusión

En definitiva, es un scooter ideal para desplazamientos urbanos e interurbanos de corto recorrido. Pero su insuficiente protección aerodinámica y su posición del asiento tan adelantada penalizan enormemente su confort para largas o medias distancias.

Agradecer a Motobike Reus (concesionario oficial Kawa y Triumph) que me hayan dejado la moto. No suelo hacer análisis de las motos que me dejan,… no me veo analizando la Peugeot Tweet 125 que me dejan a menudo, pero esta al tratarse del primer scooter de Kawa me ha parecido acertado dar mi pequeña y humilde opinión.

Espero que os sirva de ayuda a los que esteis valorando opciones de scooters urbanos. Este sale por unos 4.500 (sin ABS) y 4.900 (con ABS), así a groso modo…

Saludos!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.